monograficos

MONOGRÁFICOS COME PARA NUTRIRTE

Come para nutrirte te ofrece formación online de calidad en materia de nutrición y dietética.

Es un placer para nosotros el poder ofrecer una amplia gama de monográficos especializados.

Entre ellos se encuentran los siguientes:

  • Terapia nutricional para pacientes ostomizados.
  • Dietoterapia en enfermedades del estómago.
  • Dietoterapia en patologías del intestino delgado e intestino grueso.
  • Recomendaciones dietéticas para pacientes con celiaquía.
  • Intolerancias a los hidratos de carbono.
  • Dieta para las alergias alimentarias más frecuentes.
  • Terapia nutricional en pancreopatías y hepatopatías.
  • Planificación de un menú saludable para toda la familia.
  • ¿Que es la nutrición artificial?.
  • La dieta en diabetes tipo 1 y tipo 2.
  • Consejos para iniciar una dieta vegetariana sin perder la salud.
  • Fundamentos de nutrición y dietética para principiantes.
  • Comer saludable durante el embarazo.
  • Enseña hábitos saludables a tus hijos.
  • Hidratación y alimentación en la diferentes etapas deportivas.

Consulta precios a través de marta@comeparanutrirte.com

salud-come-para-nutrite

ASESORAMIENTO DIETÉTICO COME PARA NUTRIRTE

Come para nutrirte ofrece asesoramiento dietético en diferentes situaciones:

  • Dietas deportivas: asesoramiento dietético dirigido a aumentar el rendimiento y resistencia, reducir el riesgo de lesiones, mejorar la recuperación post competición, reducir rampas, mejorar las marcas y cambiar la composición corporal.
  • Vegetarianismo: asesoramiento dietético dirigido a evitar carencias nutricionales y sacar el máximo partido para la salud de una alimentación de origen vegetal.
  • Etapas de la vida: asesoramiento dietético en momentos del ciclo vital con las necesidades nutricionales aumentadas: embarazo, lactancia, niños, adolescentes y tercera edad.
  • Dietoterapia: asesoramiento dietético en patologías o situaciones especiales como sobrepeso/obesidad, alergias e intolerancias alimentarias, diabetes, ostomías, etc.

La primera consulta incluye:

  • Evaluación inicial del estado nutricional: se realiza una entrevista dietética valorando los hábitos alimenticios y el historial de enfermedades.
  • Estudio antropométrico y valoración nutricional: peso, medidas y composición corporal.
  • Planificación de una pauta alimenticia personalizada: según las necesidades de cada persona.

Los seguimientos incluyen:

  • Asesoramiento y consejo dietético a medida: a través de la educación alimentaria y nutricional conseguimos un cambio de conducta que lleva a unos hábitos saludables.

Consulta en Barcelona y Hospitalet.

Si eres cliente de Agrupació mutua puedes encontrarme en el cuadro médico.

Tambien ofrezco servicios de asesoramiento dietético ON LINE.

 

Para más información podéis contactar a Marta González Caballero través de marta@comeparanutrirte.com

 

vitamina C

QUE OCURRE SI NO TOMAMOS SUFICIENTE VITAMINA C

La vitamina C o ácido ascórbico se requiere para el crecimiento y reparación de tejidos en todas las partes del cuerpo, para formar el colágeno, tejido cicatricial, tendones, ligamentos y vasos sanguíneos, es esencial para la cicatrización de heridas y para la reparación y mantenimiento de cartílago, huesos y dientes. Además  tiene una potente función antioxidante.

Su déficit puede aparecer por la falta de vegetales frescos. Son fuentes importantes las frutas, en especial los cítricos, hortalizas, patatas, tomates y  cereales germinados.

Entre los síntomas de carencia se observa la inmunodeficiencia, inflamaciones de las mucosas, encías sangrantes y escorbuto.

Los síntomas del escorbuto son debilidad, dolor muscular y articular, y hemorragias espontáneas en las encías y piel que tardan en cicatrizar. Fue una enfermedad común en los marinos que subsistían con dietas en las que no figuraban frutas ni hortalizas frescas. Ya hace más de dos siglos que descubierta por los médicos navales británicos, que encontraron el remedio y la pudieron prevenir añadiendo jugo de lima a la dieta.

cuidado-de-la-piel-alimentacion

¿QUE NUTRIENTES CUIDAN TU PIEL?

Vitamina A (retinol):

Favorece la cicatrización, proporciona suavidad y refuerza las defensas naturales de la piel.

La puedes encontrar en productos de origen animal como mantequilla, huevos, hígado y queso.

Beta-caroteno:

Pigmento vegetal precursor de la vitamina A y con una potente acción antioxidante.

Lo encuentras en frutas y verduras muy rojas, moradas, amarillas y anaranjadas como la zanahoria, calabaza, boniato, nectarina, tomate, melocotón, cerezas, etc.

Vitaminas del grupo B:

Todas trabajan juntas para mantener el buen estado de la piel y en los procesos de renovación celular.

Las encontrarás en la mayoría de alimentos tanto de origen vegetal como de origen animal.

Están presentes en verduras, legumbres verdes, frutas como el plátano, duraznos, dátiles e higos, frutos secos, cereales integrales, carnes magras, pescados e hígado es fundamental.

Una de las más importantes es la vitamina B 6. Son fuentes importantes el pescado azul, huevo, frutos secos, levadura de cerveza, carnes magras, plátano, pasas, alubias, cereales integrales y aguacates.

Vitamina E (tocoferol)

Vitamina con gran poder antioxidante que retrasa el envejecimiento cutáneo. Lucha contra los radicales libres celulares que se forman por la acción de las radiaciones ultravioletas.

Los alimentos más ricos en vitamina E son los aceites vegetales como el de girasol, germen de trigo y oliva virgen extra, yema de huevo, cereales integrales, legumbres, verduras de hoja verde, frutos secos como las nueces, pescados y carnes.

Vitamina C (ácido ascórbico)

Actúa favoreciendo el sistema inmunológico, protege las células de los radicales libres, contribuye al buen estado de los huesos, dientes y vasos sanguíneos, mejora la absorción del hierro e interviene en la normal producción de colágeno, proteína esencial para el mantenimiento de la piel tersa y sin arrugas.

Puedes encontrar vitamina C en muchas frutas como los cítricos, kiwis, fresas y moras. También en vegetales como los pimientos, tomates, col, etc.

Selenio

Mineral de importante acción antioxidante que contribuye al retraso del envejecimiento de las células cutáneas. Se le atribuye la reducción del riesgo de aparición de ciertos tumores, entre ellos el de piel o melanoma.

Puedes encontrarlo en los productos lácteos, huevos, carnes, pescados, mariscos, cereales integrales, frutas, verduras y champiñones.

Cobre

Actúa reforzando la estructura del colágeno y elastina. Frena los signos propios de la edad y repara los daños producidos por la exposición al sol.

Además, tiene propiedades antimicóticas y antimicrobianos, lo que favorece el proceso de cicatrización de la piel.

Su carencia debilita la piel.

Se encuentra en  carnes, crustáceos, verduras, frutas, legumbres y en las ostras.

Cinc

Se trata de un componente de la epidermis, y protege de los rayos ultravioleta.

Interviene en la síntesis del colágeno y tiene acción antiinflamatoria.

Puedes encontrarlo en alimentos como carnes, vísceras, pescados, mariscos, productos lácteos, huevos, cereales integrales y legumbres.

Azufre

Es esencial para la fabricación de queratina,  proteína que constituye la parte fundamental de las capas más externas de la epidermis y de tejidos como las uñas y el pelo.

Además, ejerce una acción antiseborreica.

Lo puedes encontrar en los productos lácteos, huevos, levadura de cerveza y cereales integrales.

caries-etapa-infantil

ALIMENTACIÓN Y SALUD DENTAL EN EDAD INFANTIL (II)

Medidas dietéticas y recomendaciones alimentarias para prevenir la caries dental

Hay circunstancias que aumentan el riesgo a desarrollar caries dental en la etapa infantil. Controlando su presencia podremos prevenir la aparición de caries en los más pequeños.
• Que no  se debe hacer cuando son bebés:
 Uso de biberón después de la erupción de los primeros dientes. Hay que empezar a enseñarle al niño a beber de una taza alrededor de los 6 meses de edad y tratar de suspender el uso del biberón hacia la edad de 12 meses aproximadamente.
 Poner en el biberón zumos envasados o bebidas azucaradas.
 El uso de las pajitas en lugar del vaso para beber la leche
 Añadira la leche del biberón compuestos azucarados como azúcar, cereales, cacao en polvo, miel o galletas. Esto aumenta el riesgo de aparición de la llamada “caries del biberón”.
 Endulzar el chupete con azúcar para calmar el llanto del bebé.
 Llevar el niño a dormir con un biberón con leche o zumo. Hay que llevar sólo una botella de agua.
 No retirar el biberón cuando el niño se queda dormido.
 Mala higiene dental a los bebés.

Cuando no han salido aún los dientes ya se pueden iniciar los hábitos de higiene bucal. Es recomendable limpiar bien la boca con una gasa enredada en el dedo mojada en suero fisiológico después de cada ingesta de alimentos.
Cuando ya han erupcionado los primeros dientes, es necesario iniciar el cepillado dental, siendo muy importante que el pequeño no se vaya a dormir sin antes lavarse la boca (si toma la leche y se queda dormido será más probable la aparición de caries).
• Que no se debe hacer cuando ya son más mayores:
 No enseñar a los niños buenos hábitos de higiene bucal desde el seno de la familia. Los padres deben saber que no se debe soplar la comida del pequeño, besar en la boca o compartir los cubiertos pues de esta manera se transmiten las bacterias cariogénicas a la boca de los hijos.
 Consumir azúcar en exceso presente en golosinas, chocolates, batidos de sabores, refrescos azucarados, zumos envasados, etc.
 No tener un aporte de flúor adecuado. La falta de este mineral debilita el esmalte del diente aumentando el riesgo de caries.
 Consumir un exceso de alimentos ácidos, puesto que el pH ácido promueve la desmineralización del diente y el desarrollo de la placa dental.
 No vigilar si las medicinas habituales contienen exceso de azúcar (se añade con la finalidad de dar un sabor agradable).
Es necesario el cepillado de dientes justo después de tomar el medicamento.
 Si el pequeño tiene los dientes demasiado apiñados, con restauraciones defectuosas o defectos en el esmalte, o con anatomía muy profunda, hay que tener mucho más cuidado con su higiene bucal.

 

caries-niños

ALIMENTACIÓN Y SALUD DENTAL EN EDAD INFANTIL (I)

Existe una estrecha relación entre alimentación y salud dental, especialmente en las etapas del desarrollo dentario durante la etapa infantil. Incluso durante la etapa de embarazo, el consumo de alimentos tiene gran relevancia en la fase pre-eruptiva y en la constitución del material de construcción de los dientes.

Durante la etapa pre-eruptiva, la formación de los dientes viene determinada por el tiempo que tardarán en erupcionar y en la predisposición a la caries.

En la etapa post-eruptiva, la alimentación junto con otros factores, como por ejemplo los microorganismos que habitan en la boca y las características que presentan las superficies de los dientes, determinarán el origen de las caries.

La calidad de la alimentación afecta directamente a los dientes, huesos e integridad de la mucosa de la boca.

Siempre que sea equilibrada aumentará la resistencia a las infecciones y permitirá que los órganos dentarios sean más longevos.

Factores dietéticos en la prevención de caries dental infantil

La caries es una enfermedad dental caracterizada por la destrucción de los tejidos del diente como consecuencia de la desmineralización secundaria a los ácidos generados por la placa bacteriana. Es una afección frecuente en los niños, particularmente en los incisivos superiores e inferiores.

La etiología de la caries es multifactorial. En su aparición se encuentran involucrados diferentes factores alimentarios, siendo un elemento clave el consumo habitual de glúcidos simples (azúcares refinados), y en particular, de sacarosa. Esta se encuentra de forma natural principalmente en alimentos como la remolacha y la caña de azúcar, aunque en menor cantidad también en las verduras y frutas.

El uso de flúor en la elaboración de alimentos y bebidas (también dentífricos) y el uso de edulcorantes artificiales (prácticamente no son fermentables por los microorganismos de la boca) ha logrado combatir con el impacto cariogénico de los azúcares yha podido contribuir a reducir el proceso de destrucción del esmalte dentario considerablemente.

El efecto de los azúcares en las caries
La caries dental puede producirse en cualquier superficie del diente que esté en contacto con la flora bacteriana. La diferente retención de alimentos en los dientes explica las variaciones en la incidencia de caries entre los molares e incisivos.
Las bacterias tienen una actividad continua a partir de los restos de alimentos que proceden de los alimentos, produciendo variaciones en el pH de la boca. Cuando el pH disminuye (se hace ácido) se produce pérdida de mineral dentario que puede llevar a la disolución del tejido duro del diente y producir una lesión si no hay un equilibrio.

El comer muchas veces glúcidos simples durante el día mantiene el pH de la boca ácido durante más tiempo, por lo que aumenta las lesiones de caries.
Estos hidratos de carbono son utilizados por las bacterias presentes en la placa para alimentarse. Pueden ser fermentados al momento o bien, después de su almacenamiento en la placa o en la superficie del diente en forma de polímeros de glucosa o fructosa.
El almidón presente en alimentos como los cereales y sus derivados como el pan o la pasta, legumbres o tubérculos como la patata puede ser parcialmente convertido en glucosa soluble por acción de una enzima presente en la saliva y ser utilizado por las bacterias que se encuentran en la placa (sólo los azúcares simples pueden ser transportados al interior de la placa).